lunes, 31 de marzo de 2008

Decíamos ayer...


Al final va a tener razón Mariano cuando dice que es un genovés previsible. Y como tal tanto su discurso en la Junta Directiva Nacional como la designación digital de los Portavoces no se han salido de lo previsto. En realidad, una vez leído no es otra cosa que una mala crónica electoral justificando la derrota y el anuncio de que con sus monosabios reunidos en torno a su persona todo es posible, incluso, ganar las elecciones del 2012.

Sea lo que sea, el dato es que ya conocemos que la Portavoz del Congreso sera
Soraya Sáenz de Santamaría. Sobre ella y sus circunstancias poco se puede decir. Por más vueltas que se le de, para bien y para mal, no hay ni mucho curriculum ni muchas circunstancias. Es lo que te imaginas. Una genovesa con formato de argumentario. No se sale de lo que tiene previsto decir que la han dicho que diga. Desde ese punto de vista es previsible como su Jefe y disciplinada cual opositora.

Por lo demás, poco se sabe de ella. De sus 36 años , son sólo los 8 últimos los que se conoce en términos de trayectoria genovesa. Nada de Nuevas Generaciones.Nada de territorio. En realidad, su ideología genovesa ha estado superditada y condicionada a la preparación y obtención de su plaza como Abogada del Estado. Es por esta circunstancia por la que acaba un día cruzándose en el camino de Mariano. El resto es un puro argumentario con forma de mujer mujer.