domingo, 26 de abril de 2009

¿ Soy un truhán , soy un señor?

El tiempo pasa y cada vez son menos los que recuerdan que hay un Juzgado de Instrucción , el número 19 de Valencia, que investiga supuestos pagos dobles por parte del Gobierno del entonces Pte de la generalitad , Eduardo $ Zaplana a su amigo , el no menos genovés y cantante, Julio Iglesias. Motivo aparente de los pagos: los conciertos del cantante, contratado por el Ivex en 1997 para promocionar la imagen de la Comunidad Valenciana.

La cuestión es que 12 años después la cosa sigue sin aclararse. La maraña judicial ya se encarga de ello. Eso si, los datos hablan por si solos. Nadie sabe donde han ido a parar 1,8 millones de euros. Se transfirieron a las Bahamas. El juez que investiga el contrato "b" del IVEX y Julio Iglesias encargó una pericial de gastos por dos recitales: México y Orlando. La auditoría al primero no se ha podido hacer al no haber un solo justificante de los 1,8 millones pagados. En Orlando, el perito ha detectado una factura duplicada de 325.000 dólares.Ni rastro. El auditor tenía intención de seguir la pista del dinero, pero el dinero no ha dejado huellas. Hasta aquí la noticia.

12 años después, D. Zaplanini ya no es Pte de la C. Valenciana, ni Ministro, ni Portavoz . Ha fichado por Telefónica y cabe suponer que se está partiendo de risa a costa de los contribuyentes, usen o no usen teléfono. Julio Iglesias nunca ha sido llamado a declarar. Y eso si, estamos pagando a un juez que responde al nombre de Luis Carlos Presencia que, cualquier día de estos ascenderán en el escalafón y será sustituido por otro. Y vuelta a comenzar el procedimiento. D. Fabricio sabe mucho de escalafones.

En fin, piensa mal y acertarás.Eso sí, el caso es que el Caso Gürtel no ha hecho nada más que comenzar y dentro y fuera de Valencia todo el mundo sabe que el piadoso de Camps es amigo intimo del juez y de la parte. Por lo que se ve y se siente corren tiempos de silencio y de miseria judicial . No somos nadie