jueves, 19 de noviembre de 2009

Calumnia que algo queda

Desde que la bien pagá de Cospedal, en la playa y con un vermut en la mano , iniciará la estrategia, un día si y otro también, los genoveses de baja estofa siguen su particular campaña mediatica de acusar a ZP de espiarles telefonicamente. Hoy lo más granado se han lanzado en bloque contra el Ministro del Interior.

No aportan pruebas, no van al juzgado y sospecho que tampoco lo tienen previsto. Mientras tanto siguen lanzando todo tipo de insinuaciones. Un día es la Condesa Aguirre y su monosabio Güemes. A continuación toman el relevo otros miembros de la cuadrilla, tipo González Pons y repiten el mismo discurso. No paran y si cuela cuela.

Y eso si, por razones que ignoro y que sospecho de haberlas no compartiría, no hay constancia que estas denuncias sin pruebas hayan provocado reacción alguna en el Gobierno que hayan supuesto personarse en un juzgado y denunciar estas calumnias. El buen talante es lo que tiene.

1 comentario:

Anónimo dijo...

La "COSA"tiene que ser muy "GORDA"para que
los Genoveses PPropicien(voluntaria o in
volutariamente)la excarcelacion de asesi-
nos,criminales,terroristas,narcotrafican-
tes,mafiosos,etc.etc;( si consigen la nulidad de SINTEL);con el agravante de
haber dado a conocer a los CANALLAS los
sistemas que utiliza el Estado de Derecho
y que fue creado por ELLOS mismo.