viernes, 13 de abril de 2012

José Ignacio Wert agradece los servicios prestados


Un joven Oscar Alzaga con Fraga y un bobby
José Ignacio Wert Ortega, mitad tertuliano y mitad ministro de Educación, Cultura y Deporte, es un genovés de obediencia debida y agradecido donde los haya con sus superiores ideológicos. Y hoy ha vuelto a dejar constancia de ello al hilo del nombramiento de los miembros que hoy el Consejo de Ministros ha designado para formar parte de un denominado Consejo de Expertos para la reforma del sistema universitario.

Bajjo el tópico de ser un órgano " plural e independiente " ha recuperado a varios referentes de la democracia cristiana casera encabezados por Oscar Alzaga que le ha sacado del baúl de los recuerdos en su calidad de ser uno de sus dos jefes políticos y espirituales. El otro Jaime Mayor Oreja lo tiene de asesor para otros menesteres menos decorosos.

Sobre Oscar Alzaga Villamil y su oscuro papel en la transición hay numerosos testimonios que lo acreditan. Sobre su papel de confesor y asesor ideológico en la sombra de numerosos genoveses originales y genuinos son también innumerables los ejemplos. Sus profundas convicciones ultra conservadoras son toda una garantía para Rouco y sus sobrinos.Su presencia, aunque no sea retribuida, en este Consejo es la mejor garantía para verificar el sentido final que le quieren dar sus tutores

No se queda muy lejos de su estela de olor a sacristía y a confesionario, otro reputado genovés tan conservador como el que más que en su día fue Rector de la Universidad Complutense y hoy se gana la vida repartido por todo tipo de centros genoveses de referencia : IE Bussines School, Instituto de Empresa, etc. Nos referimos a Rafael Puyol Antolín que será recordado como Rector, entre otras cosas, por su presencia activa con conferencia incluida en un peculiar encuentro organizado por un fantasmal “Consejo de las Conferencias Episcopales de Europa” que celebró el primer Congreso oficial del “Comité europeo de capellanes universitarios”. No hay duda alguna que será de suma utilidad su presencia en ese Congreso de cara a la futura reforma de la Universidad española.

Pero no hay dos sin tres y en el listado de vocales independientes y plurales aparece otro histórico de la transición que tras llegar a formar parte del Consejo de Ministros se bajó en marcha para ganar dinero en la tierra y luego con sus plusvalías ganarse también el cielo. Nos estamos refiriendo a Matías Rodríguez Inciarte que desde el año 1984 que se incorporó al Banco de Santander ha ido escalando en el escalafón de la familia Botín hasta ocupar la Vicepresidencia segunda en 1994, cargo que ocupa en la actualidad. Tiene tiempo para formar parte de uno de los centros de referencia genovesa casera, el Instituto Universitario de Estudios Europeos de la Universidad CEU San Pablo.

Y como es natural el agradecido de Wert tiene siempre presente en sus oraciones y en sus decisiones a su Fundación de cabecera. Es decir la misma que preside Aznar, la FAES. También entre los vocales que hoy ha nombrado Mariano, independientes y plurales, brilla con luz propia Elisa Chulia Rodrigo que desde diciembre de 2007 es decana de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociología de la UNED. Sus entusiastas aportaciones a la Fundación están documentadas y accesibles para cualquier curioso que se lo proponga. Y asi por ejemplo, entre otros muchos compartió día y programa con el propio Wert en los cursos de verano que se celebraron en julio del 2010. Es verdad que en ese seminario no faltaba ni un solo genovés de obediencia debida a Rouco y sus sobrinos: Alfonso Fernández-Miranda, catedrático de Derecho Constitucional, Universidad Complutense de Madrid; Enrique Álvarez Conde, catedrático de Derecho Constitucional, Universidad Rey Juan Carlos; Jaime Mayor Oreja, eurodiputado, vicepresidente del GPP europeo; Ignacio Astarloa, Miguel Temboury, por entonces presidente de la Corte de Arbitraje de Madrid, hoy Subsecretario de Economía y desde que nació nieto del falangista Onésimo Redondo.

Tampoco ha dejado fuera a uno de los representantes más cualificados en la defensa de la reforma laboral que con tanto empeño ha impuesto Mariano. Su nombre Luis y de apellidos Garicano Gabilondo. En realidad en su honor hay que decir que es un tipo sincero y hace ya casi dos años que desde otra de las fundaciones más ultraliberales que existen en el mercado, FEDEA, dejó por escrito sus posiciones que han sido fielmente reflejadas en el decreto ley que le ha provocado su primera huelga general.

Sobre el resto de los vocales poco que decir dado que ya en el mejor de los casos están antes de constituirse en la minoría más minoritaria.